sábado 18 de agosto de 2018 - Edición Nº1335
REPUBLIK | Noticias de la cosa pública » Ciudad » 2 ago 2018

¿Los accionistas de Quintana?

Farmacity y los hijos de Pablo Escobar

Ya desde algún tiempo que la empresa líder en farmacias de la Capital Federal, llamada Farmacity, busca entrar en la provincia de Buenos Aires y expandir su poder económico aún más, pero detrás de toda esta historia se desconoce, se sospecha y se pregunta, quién es verdaderamente el dueño de esta firma.


Ya desde algún tiempo que la empresa líder en farmacias de la Capital Federal, llamada Farmacity, busca entrar en la provincia de Buenos Aires y expandir su poder económico aún más, pero detrás de toda esta historia se desconoce, se sospecha y se pregunta, quién es verdaderamente el dueño de esta firma.

Al parecer, y sin demasiados preámbulos, Farmacity tendría dos importantes inversionistas o “lavadores de dinero” que llegaron a la Argentina buscando paz, tranquilidad y un bienestar para lo que quedaba de su familia. Estamos hablando, nada y nada menos, que de los hijos de Pablo Escobar, el narco colombiano.

Da esta manera, tanto Manuela Escobar Henao como su hermano, Juan Sebastián Marroquí, ya que ambos se cambiaron su identidad, serían los principales accionistas y dueños de la cadena de farmacias líder en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en donde existe un simple titiritero, como responsable de la empresa como Mario Quintana.

No obstante, este personaje de la política y hombre fuerte del PRO, amigo de Marcos Peña, compadre de Horacio Rodríguez Larreta y “empleado” de Mauricio Macri, a quien impulsó en la campaña, se abalanzó sobre los negocios y llegó al poder de manera sorprendente.

Quintana, con un pasado de adicciones al juego, millonario después y entregado a líderes espirituales, contaría solamente con una cara visible dentro de Farmacity. Solo los “nenes” de Colombia, estarían detrás de una organización que se forjó y sigue forjando, negocios con el narcotráfico, tal como hacía su papá.

En este sentido, el interés de la cabeza de este monstruo farmacéutico, es ganar territorio bonaerense, ya que el porteño le quedó chico, y con el aval del gobierno provincial, no así de las leyes provinciales, ya que son muy claras al prohibir la existencia farmacias en menos de 300 metros y que se puedan vender medicamentos junto con alimentos y otras mercaderías.

La imagen que muestra el hijo de Escobar en Argentina “totalmente” indignado por las conductas de su padre en tierras colombianas, su repudio a la venta de drogas y otros ilícitos, formaría parte de una pantalla que instalaron en Argentina. La sangre tira y la plata fácil también.(www.REPUBLIK.com.ar)

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS